Clotilde-sorolla

SOROLLA CRONISTA DE MODA

Fecha

Comparte este artículo

Share on facebook
Share on twitter

LA LUZ, LA MUJER Y LA MODA

La moda es una musa esquiva y fascinante que ha conquistado a artistas y pensadores de todos los tiempos. Uno de estos amantes secretos (o no tanto) de la moda fue Joaquín Sorolla.

Pocos pintores como Joaquín Sorolla (1863-1923) han plasmado en sus obras tan fielmente la moda femenina de su época, y los importantes cambios sucedidos en esta a principios del siglo XX.

Fotografía de archivo de Joaquín Sorolla

A través de la luminosa e impresionista pincelada de Joaquín Sorolla, descubrimos las “entretelas” del preciosista mundo modernista de la Belle Époque y su progresiva mutación en la realidad contemporánea que hoy conocemos y que se fraguó en las primeras décadas del siglo XX. El pintor descubrió su pasión por la moda tras su matrimonio con Clotilde García Castillo, una mujer procedente de una familia acomodada que le introdujo en los círculos elegantes de la élite social española.

Oleo sobre lienzo

SOROLLA CRONISTA DE MODA

Sus retratos reflejaron, de una manera explícita y muy intuitiva, la importancia que tenía la moda para él a la hora de realizar su proceso creativo. Pero a la vez se convierte en cronista del cambio que se produce en la mujer y en la moda entre 1880 y 1920.

 “Lo vemos en la ropa que compraba en sus viajes para su mujer, Clotilde, y sus hijas. Como el vestido Delphos que adquirió tan solo un año y medio después de que Fortuny lo creara, un vestido que revolucionó la moda de principios de siglo y que compró para su hija Elena que tan solo tenía 14 años,  Sorolla sabía las tallas de su mujer e hijos, ¡fue el primer personal shopper!”.

Vestido Delphos – Fortuny

Sorolla reflejo una época en la que tuvo lugar la segunda ola de feminismo de las tres que se han desarrollado a lo largo de la historia, en la que las mujeres empezaron a alzar la voz para reclamar sus derechos y las sufragistas en Inglaterra pelearon sin tregua por el derecho a voto.

Es por esto por lo que podemos considerar a Sorolla el pintor de la luz, la mujer, y la moda.